¿Qué espera el PRI para deshacerse de su líder cuestionado judicialmente?
6 julio, 2022
Supera Aduanas de México máximo histórico en recaudación en el primer semestre de 2022
7 julio, 2022

Alejandro Moreno dispuesto a defenderse ¿desde el extranjero?

Comparte esta entrada

Por: Juan Chávez

“Alito” Moreno salió de México para denunciar “persecución política” y pedir chiche en el extranjero.

El dirigente nacional del PRI asistirá a la reunión de la Internacional Socialista que se efectuará en Ginebra, Suiza y luego se entrevistará con eurodiputados, según reveló antes de embarcarse en el avión el martes.

Descartó que vaya a dejar la dirigencia priista por los escándalos y derrotas electorales, pero muy a su pesar, el morenismo sigue en su afán de destruirlo y ya se apresta a destituirlo de la Comisión de Gobernación de la Cámara de Diputados, que encabeza.

“Tratan de destruirme”, alega, y no se equivoca: López Obrador y su partido Morena lo quieren “muerto políticamente” en el punto claro de abollar la alianza opositora Va por México.

En política, como en el amor, se vale de todo. Y Morena, en el poder, lo está haciendo porque quiere seguir siendo el mandamás en los tiempos futuros después del 2024.

Luego de las acciones de cateo a una de sus propiedades en Campeche, que se transmitieron ayer por diversos medios de comunicación, el PRI indicó que Moreno asistirá al Parlamento Europeo, dónde iniciará una serie de denuncias contra la “persecución política” de que se dice víctima.

Se informó que Moreno continuará con una gira internacional para acudir a la ONU, la OEA y otros organismos internacionales, para denunciar también los “actos de persecución” en su contra de parte del gobierno del presidente López Obrador y de Morena.

Pero Alito Moreno quizá ni siquiera se enteró de la fulminante orden del INE que condena a 30 morenistas del más alto nivel, incluido López Obrador, por actos adelantados de campaña electoral por el estado de México y Coahuila en 2023 y la presidencial de 2024.

La resolución del Instituto Nacional Electoral (INE) incluyó un llamado a gobernadores de Morena, al presidente Andrés Manuel López, secretarios de Estado, Claudia Sheinbaum, Ricardo Monreal, Adán Augusto López, Marcelo Ebrard y dirigentes de Morena, por acudir a dichos eventos que podrían ser considerados proselitistas o anticipados a los procesos electorales locales de 2023 y federal de 2024.

El proyecto de la Comisión de Quejas y Denuncias del INE, fue aprobado por unanimidad de los consejeros Claudia Zavala y Ciro Murayama, así como Adriana Favela, presidenta de la Comisión.

El 26 de junio pasado, Morena celebró un evento denominado “Unidad y Movilización” en el municipio Francisco I. Madero, Coahuila, donde participaron dirigentes de ese partido, así como el secretario Adán Augusto López y funcionarios federales; los oradores emitieron mensajes de apoyo a personas y al partido Morena de cara a las elecciones del próximo año en Coahuila y estado de México, así como en la elección federal del 2024 para la sucesión presidencial.

La Comisión de Quejas no pasó desapercibido que Morena también efectuó un evento muy similar el 12 de junio en Toluca.

Por otro lado, al INE le falta sancionar los actos anticipados de campaña que realizan las aspirantes del PRI, PAN y PRD por la gubernatura del Estado de México. Se trata de los personajes: Ana Lilia Herrera Anzaldo, Alejandra del Moral y el panista Enrique Vargas Del Villar quienes desde el año pasado hasta la actualidad no han perdido la oportunidad de expresar sus aspiraciones por el Edomex y aparecen constantemente en portadas de revistas muy cotizadas y asimismo en campañas pagadas de redes sociales.

¿Será que el INE guardará silencio y encubrirá a la alianza?

En tanto Alito Moreno negó que huye de México. “Antes muerto que no enfrentar las acusaciones que se me impugnan y faltar a mis deberes como líder del PRI”, soltó.

Pero hay que esperar lo que sucederá en su ausencia en la semana que, dijo, lo llevará también a la ONU, OEA y otras organizaciones internacionales, arrastrando el peso de su denuncia de “perseguido político”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.