A la escuela por TV
5 agosto, 2020
Lozoya entregó más de 444 mil Km2 de territorio nacional
6 agosto, 2020

Tecnología, la otra pandemia de México

Comparte esta entrada

No es que las clases por televisión no sean la medida adecuada en estos tiempos dominados por la pandemia del covid-19.

Lo que acontece, es que los rezagos de México en materia de telecomunicaciones asoman la cabeza y el cuerpo entero.

Hay hogares con dos, tres o más niños y jóvenes que solo cuentan con un aparato televisor, en el mejor de los casos.

El flagelo de la pobreza que padecen algo así como 70 millones de mexicanos, se alza como viejo valladar para que escolares y estudiantes tengan acceso, en igualdad de condiciones, a los cursos “a distancia”.

Va agrandarse la distancia de la desigualdad. Caerán al barranco del sin saber, millones de escolares y estudiantes por mucho que el presidente Obrador y su secretario de Educación Moctezuma Barragán insistan en echarle crema a sus “tacos mediáticos”.

Por otra parte y agrandando las brechas de la desigualdad, están las escuelas privadas que, en el colmo, un 25% de las mismas están anunciando su cierre ante la inconveniencia económica de enfrentar los lastres de la covid.

Y es que de pronto, por las circunstancias a las que se enfrenta la humanidad por el coronavirus, en el país se ponen de relieve el escaso interés del gobierno federal por impulsar la tecnología, en paralelo a la “quita” del presupuesto que en su “ambición austera”, ordenó el tabasqueño.

Los desatinos son dos: primero, el avance incontenible de la pandemia, que ubica a México en el tercer lugar mundial de fallecidos y segundo, cursos a distancia generados para planteles públicos y privados.

Algunos analistas en materia educativa consideran estos tiempos como una gran oportunidad para establecer protocolos de actuación aplicables en casos como los que vivimos con la agresiva pandemia.

Acaba de anunciar la SEP la forma y los criterios que prevalecerán para el regreso a clases el próximo 24 de agosto con motivo del inicio del ciclo escolar 2020-2021, el cual será recordado como el “Ciclo covid-19” debido a la pandemia que —ya confirmó la Organización Mundial de la Salud (OMS)— no tiene para cuándo terminar.

La estrategia contempla llegar a 30 millones de alumnos de 16 grados escolares distintos a través de cuatro televisoras y seis canales, en los cuales se transmitirán cuatro mil 500 programas educativos para los niveles básico y medio superior.

De esa manera se podría cerrar la brecha entre quienes aún no tienen acceso al internet, la infraestructura en línea (se calcula que el 48 por ciento de la población mexicana no tiene acceso a las nuevas tecnologías) y quienes la utilizan todos los días.

El sistema educativo está fracturado, y lo estará más cuando la covid-19 ceda un poco en sus ataques mortales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *