Edomex, paraíso de corrupción

revista4Q / 14 de 01 2020 / Por Juan Chávez

Desde los tiempos de Peña Nieto, el abogado Juan Collado, “su abogado”, operó con empresas fantasmas para acarrear a la banca privada de Andorra, cifras millonarias de dólares.

Collado se halla preso desde noviembre de 2019, acusado de lavado de dinero y crimen organizado y la banca de Andorra le ha reabierto el juicio y embargado 83.1 millones que tenía depositados en esa institución que hasta 2017 estaba blindada por el secreto bancario.

Collado alcanzó a hacer un último retiro por 11.6 millones de dólares seis días antes de ser detenido. La transferencia la ubicó en cuentas que tiene en Madrid.

El abogado de Peña Nieto, Carlos Romero Deschamps y otros líderes y políticos de alto nivel, manejaba dos empresas fantasmas que obtenían los contratos directamente del gobierno del estado de México.

Una investigación llevada a cabo por el diario español El País, revela que hasta el pasado 29 de julio, Collado Mocelo movió entre 2006 y 2015, alrededor de 120 millones de dólares a través de cuentas bancarias en Andorra.

Apunta el diario hispano que el principado abrió oficialmente una investigación contra Juan Collado, preso en el Reclusorio Norte, y que solicitará a México toda la información sobre la detención del litigante y su vinculación con actividades criminales.

El embargo a la fortuna de Collado y la indagatoria en su contra fue ordenada por la jueza María Ángeles Moreno, luego de que la Fiscalía andorrana solicitara en julio la reapertura del caso, que fue archivado en 2018 luego de que la entonces Procuraduría General de la República (PGR), hoy Fiscalía, entonces a cargo de Alberto Elías Beltrán, remitiera informes en los que exculpaba a Collado.

Eran los tiempos del PRI en el la cúpula del poder, con Enrique Peña Nieto en ella, manejando la baraja de la corrupción y la impunidad.

El País señala que Collado cobró 4.4 millones de dólares de las empresas Enterprisse Gamki, S.A. de C.V. y Varys Comercial, S.A. de C.V, entre 2009 y 2012 en dos de sus cuentas de la Banca Privada de Andorra.

Según la búsqueda que el diario español realizó, esas empresas no se encuentran en el registro Público y de Comercio de la ciudad de México. Por lo tanto, son fantasmas.

Y no hay la menor duda de que el gobierno de Peña Nieto en la entidad mexiquense, fue el paraíso de la corrupción que convirtió en millonario a Juan Collado. Falta ahora saber que esa fortuna millonaria está compartida con los políticos con que se liga al litigante. Veremos.